Si no tenias suficiente con el wifi, verás ahora con el witricity


- Hola buenas tardes le atiende Osvaldo, ¿en que puedo ayudarle?

- Hola….mira que he llegado a casa y no tengo internet por decimoquinta vez este mes y estoy hasta los huevos, ¿me lo podéis solucionar?

- Si por supuesto señor, ¿ha probado a apagar y encender el router?

 Y a partir de aquí es cuando arde Troya… Como sabéis esta es la clásica conversación que genera nuestro gran amigo el wifi. Pero si pensabais que vuestro contacto con las tecnologías wireless se iba acabar aquí, vais buenos.

Hoy voy a hablar de otra tecnología wireless, la cual se está investigando en muchas universidades y parece que ciertas compañías ya empiezan a desarrollar algún producto basada en ella, a pesar de su poca madurez. Es la llamada Witricity.

¿Os imaginaríais una situación en la que compras un aparato electrónico y al llegar a casa nadie os da el coñazo por la maraña de cables que va a generar? Pues sí, el Witricity te va a evitar esta discusión liberando tu casa de cables molestos. Por tanto, como podéis deducir, la tecnología Witricity es aquella en la cual no existen cables y todos los dispositivos electrónicos funcionarán sin la necesidad de ser enchufados a la red eléctrica. Imagino que empresas como Apple, la cual cambia el diseño del cable de alimentación para cada uno de sus modelos, no estará muy contenta.

Aunque todo esto suene futurista, la verdad es que no lo es para nada. En 1893, Nikola Tesla, famoso físico e ingeniero, que no CEO de una empresa de coches, definió la transmisión eléctrica comercial, tal y como la conocemos hoy en día. En aquella época, Tesla ya hizo pruebas con la electricidad sin cables, de hecho llegó a encender una lámpara incandescente a una corta distancia y sin ningún cable de por medio. Esta tecnología fue una de las mayores obsesiones de Tesla, ya que creía tanto en ella que quería dar cobertura a todo el planeta de electricidad inalámbrica. Os imagináis que sería al día de hoy de Jose Ignacio Sanchez Galán y sus compinches…Para ello, Nikola Tesla construyó una enorme torre capaz de generar energía inalámbrica, llamada la torre Tesla o torre de Wardenclyffe, pero el proyecto, a pesar del éxito de las pruebas, no se llegó a completar por problemas financieros y la torre fue destruida durante la Primera Guerra Mundial.

 Torre Wardenclyffe creada por Nikola Tesla

Años después, en la actualidad, físicos e ingenieros de diferentes universidades retoman el proyecto de Tesla, con el fin de mejorar las distancias de transmisión, entre otras cosas. Por tanto, hoy en día nos encontramos  en este punto, en búsqueda de una fiabilidad de transmisión. Pero para entender un poquito mejor como funciona todo esto de la electricidad sin cables, vamos a desempolvar el libro de física de 8º y veréis como aquello que tanto nos aburría tiene alguna aplicación.

Toda esta tecnología se resume en tres conceptos: inducción, resonancia y acoplamiento. Vamos a ir recordando amenamente que es cada cosa, así que no dejéis de leer a partir de aquí.

Cuando circula electricidad alterna, la misma que sale de vuestros enchufes, por una bobina o inductor, que no es más que un hilo de cobre convencional como el que tiene los cables enroscado sobre un núcleo con forma cilindrica, este genera un campo magnético. Como recordareis y sino os lo recuerdo yo, un campo magnético se genera cuando hay carga eléctrica en movimiento, por tanto, si sois de aquellos que os incomoda la presencia de ondas de wifi y del microondas, estáis jodidos porque cualquier dispositivo electrónico genera campos electromagnéticos.

audio_inductor_ferrite_core_falcon_acoustics_super_super_power_ssp125_16

Si ahora a la bobina anterior le acercamos otra exactamente igual, gracias al campo magnético generado por la primera bobina se inducirá un corriente eléctrica en sentido contrario en la bobina 2, la que hemos acercado. Por tanto, ya tenemos corriente inducida. Esta técnica la utilizan los cargadores de móviles de inducción, el inconveniente es que para que se induzca corriente las bobinas tienen que estar muy cerca entre si. Pero vamos más allá, ¿cómo conseguimos inducción a distancias mayores? Aquí es donde está el quid de la cuestión, porque la bobina 2, en la cual se ha inducido corriente eléctrica, al haber carga en movimiento también genera su propio campo magnético. Por tanto, hasta el momento tenemos dos campos magnéticos y dos corrientes eléctricas una por cada bobina. Al tener dos campos magnéticos juntos, estos se acoplan entre sí, pero cuando la frecuencia de resonancia de las dos bobinas es la misma e igual a la frecuencia del campo magnético acoplado se produce un campo magnético resonante. (TOMA YA!!!!)

Demostración de un campo mangético acoplado y no acoplado mediante la posición de los inductores.

Para aclarar este zurullo, imaginémonos que estas viendo un concierto, al terminar la canción te pones a aplaudir, dando una palmada por segundo (frecuencia de 1Hz), de repente tu amigo que está al lado deja la cerveza en el suelo y se pone a aplaudir con la misma frecuencia, ¿qué ocurre? Se oye más alto, ¿verdad? Por tanto, si esto lo hiciera todo el público del concierto el ruido sería ensordecedor, ya que las ondas generadas por cada palmada se han sumado dando lugar a una onda muy grande, gracias a que aplaudes con la misma frecuencia, y esto es lo que se llama resonancia. Este mismo concepto es lo que le ocurre al campo magnético, al tener la misma frecuencia que las bobinas, este aumenta, haciéndose notar a distancias más grandes.

Aunque teóricamente suene fácil, en la práctica no lo es tanto, ya que la clave es conseguir un campo magnético resonante constante, capaz de inducir corriente a las diferentes bobinas que irán instaladas en el interior de cada aparato electrónico.

Así que yo si fuera tú, iría ensayando la conversación con Osvaldo para cuando se os caiga el Witricity.


 

No hay comentarios

Agregar comentario

Simple Share ButtonsGracias!!
Simple Share Buttons

APOYA LA INVESTIGACIÓN

HAZ QUE SE DIVULGUE!

Nombre:

Email:

Mailchimp se encargará de la protección de tus datos